Retrouvez-nous
Homéopathie Facebook Homéopathie Twitter
Publicidad

Cistitis

Cómo aliviar la cistitis con homeopatía

A menudo benigna, la cistitis es de todas formas una inflamación de la vejiga y puede provocar fuertes dolores y ardores durante la micción. Como los remedios homeopáticos están adaptados a cada caso, son útiles para aliviar a los enfermos.

Generalmente causada por una infección bacteriana, la cistitis  es la inflamación de la mucosa de la vejiga. Aunque en general es pasajera, se vuelve muy molesta con las recidivas. Esta enfermedad es más común en las mujeres que en los hombres debido a su diferencia anatómica. Por otra parte, el sedentarismo aumenta el riesgo de tener cistitis, y los varones de edad avanzada que sufran de una inflamación de la próstata serán más proclives a contraerla.

Las diferentes causas de la cistitis

Presente en el intestino sin representar riesgo alguno para la salud, la bacteria Escherichia coli es identificada a menudo como el agente patógeno de la cistitis infecciosa cuando sale del medio intestinal y termina en la vejiga. Otros colibacilos procedentes de la zona de la uretra también son responsables de esta enfermedad. En principio, incluso cuando las bacterias entran en la vejiga, serán evacuadas por vía urinaria. Es su rápida expansión lo que genera la cistitis, provocando a veces la obstrucción de las vías vesical y urinaria.

Aun cuando no sea de origen infeccioso, la cistitis puede generar irritaciones continuas. Algunos investigadores creen que la cistitis Intersticial es autoinmune, pero su causa real no se conoce todavía. Muy crónica, esta afección intersticial afecta mucho más a las mujeres que a los hombres. Por otro lado, una práctica sexual muy activa puede provocar la cistitis hemorrágica en mujeres. Las infecciones bacterianas de la vejiga debidas al Staphylococcus saprophyticus o a la Escherichia coli también pueden generar una cistitis hemorrágica. Por otra parte, aproximadamente el 10% de las personas afectadas de cistitis se quejan de una exposición demasiado grande de la pelvis durante un tratamiento con radioterapia. Esta irradiación genera una lesión de la vejiga. Por último, muy rara y diagnosticada por biopsia, la cistitis eosinofílica es causada por una infiltración de numerosos eosinófilos en la vejiga.

Las manifestaciones de la cistitis

Una persona que padezca de cistitis se quejará en general de un fuerte dolor a nivel de la región inferior de la pelvis. En efecto, puede experimentar calambres a ese nivel. La casi totalidad de los síntomas de la cistitis se relaciona con el aparato urinario. El enfermo puede sentir fuertes dolores antes de orinar. El dolor se intensifica a veces cuando la orina llega, y el paciente puede verse obligado a hacer fuerza para lograr orinar satisfactoriamente. Estos dolores seguidos de ardores pueden persistir poco después de la micción. A veces, la orina sólo sale en pequeñas cantidades, y evacuarla resulta muy penoso para el enfermo.

La orina de una persona con cistitis puede obtener un olor desagradable inusual. También es posible que sea sanguinolenta, y que la coloración se vuelva repentinamente anormal (orina turbia). La orina es a menudo muy abundante y se acompaña de mucosidad. En algunos casos el enfermo tendrá de deseos urgentes y frecuentes de orinar.

Para una mejor atención de la cistitis, se aconseja consultar a su médico desde la aparición de los primeros síntomas. El hombre o la mujer deberán consultar a su médico si experimentan dificultades al orinar, si la coloración de la orina cambia repentinamente o si ésta desprende un olor más fuerte que de costumbre. Si la temperatura corporal supera 38°C y el dolor se intensifica, será más que necesario consultar a su médico para saber si se trata de una cistitis o no.

El tratamiento de los fuertes dolores debidos a la cistitis

En homeopatía, Cantharis 5 CH es la preparación más utilizada para tratar la cistitis que se acompaña de ardores y fuertes dolores en el nivel del meato, de la uretra y de la vejiga urinaria. Es preciso tomar 3 gránulos cada 30 minutos. Cuando el dolor son más importantes, los homeópatas prefieren utilizar Mercurius corrosivus 5 CH. Este medicamento está particularmente indicado cuando el dolor se intensifican al orinar a medida que la orina disminuye en la vejiga. En este caso, también es preciso tomar 3 gránulos cada media hora. Si se trata de una cistitis crónica o aguda que se acompaña de dolores que no se calman al orinar, el remedio apropiado es Equisetum hiemale 4 o 5 CH. Se revela eficaz cuando la orina es abundante y está acompañada de mucosidad.

Cuando el paciente siente ardor y dolores al orinar y estos sufrimientos se propagan hacia el riñón, Terebenthina 5 CH será el remedio indicado, sobre todo si se observa un apaciguamiento entre una micción y otra. Si se observa una escasez de la orina y en el momento de la micción el enfermo experimenta ardor y otros dolores que se propagan al nivel de la vejiga y de la uretra, el tratamiento correcto consiste en tomar tres gránulos de Apis melifica 5 CH cada media hora. Cuando el enfermo se ve obligado a hacer esfuerzos al orinar y sufre fuertes dolores desde los genitales hasta los muslos, el homeópata recomendará Pareiva brava 4 o 5 CH para aliviar la dolencia. En general, es preciso tomar 3 gránulos por ingesta, espaciando las capturas de 30 minutos. Colibacillinum 4, 5 o 6 CH es un remedio que se utiliza en tratamiento complementario. En los casos de cistitis crónica se toma una sola vez por día. Otro tratamiento complementario en caso de cistitis aguda es Serum anticolibacillaire 6 CH, y la dosis debe ser adoptada 4 a 6 veces al día.

El tratamiento de las cistitis infecciosas sin dolor

La cistitis por colibacilos es combatida eficazmente tomando 3 gránulos deFormica rufa 4 a 5 CH 3 veces al día. Este medicamento es especialmente eficaz cuando se comprueba que la orina tiene muy mal olor y presenta una coloración anormal. Si tras el análisis se encuentra un exceso de ácido úrico y/o de albúmina, será preciso tomar Formica rufa para tratar eficazmente la cistitis. Este remedio es muy apropiado si se observa que el mal se ve agravado por el frío o por el consumo de productos lácteos.

Otros tratamientos homeopáticos de la cistitis

De manera general, la prescripción preventiva habitual de la cistitis es de 6 gránulos de Colibacillinium 7 CH una sola vez por semana, y ello durante varios meses. Cuando se encuentra sangre en la orina, es aconsejable adoptar 5 gránulos de Mercurius corrosivus 7 CH todas las horas para aliviar al enfermo y curar la cistitis hemorrágica. Cuando la cistitis no es de origen infeccioso, los homeópatas utilizan frecuentemente Cystocalm, que es una combinación de 6 remedios, en una dosis de 5 gotas a depositar bajo la lengua cada 10 minutos hasta que cese la disuria. Staphysagria, frecuentemente llamado “el remedio de la cistitis de la luna de miel”, se recomienda en una dilución de 15 CH cuando se demuestra que la cistitis es de origen psicosomático. Clematis Erecta, por su parte, es el remedio que se utiliza a veces para tratar la cistitis que provoca un deseo constante de orinar.

A la menopausia, o después de las reglas o del embarazo, una mujer puede contraer cistitis. En estos casos, el remedio aconsejado es Sepia. Si se verifica una deformación del conducto urinario a raíz de una anomalía infecciosa o congénita, sólo un acto quirúrgico podrá corregir el problema. Sin embargo, a la espera de esta intervención, la homeopatía resulta muy útil. El tratamiento preconizado es de 1 dosis de Colibacillinium 15 CH a tomar todos los meses o cada 2 semanas. La aparición de una cistitis es recurrente en algunas personas cuando son víctimas de intervenciones médicas genitales o urinarias. Para ellas se aconseja tomar Populus tremoloïdes 9 CH antes de dichas intervenciones para evitar el problema. Eryngium aquaticum 9 CH también puede ser utilizado en las mismas condiciones.

Tratamientos y patologías asociados a la cistitis

Tratamientos asociados?

  • Arsenicum Album
  • Benzoicum Acidum
  • Berberis Vulgaris
  • Cantharis Vesicatoria
  • Capsicum Anuum
  • Causticum
  • Colibacillinum
  • Equisetum Hiemale
  • Erigeron Canadensis
  • Formica Rufa
  • Mercurius Corrosivus
  • Mercurius Solubilis
  • Natrum Muriaticum
  • Pareira Brava
  • Sarsaparilla
  • Sepia Officinalis
  • Silicea
  • Staphysagria
  • Thuya Occidentalis
  • Tuberculinum

Importante La homeopatía permite también de prevenir la cistitis.  Como se ha comprobado que los exámenes médicos, la menopausia, el embarazo o incluso las reglas pueden causar la cistitis, los homeópatas han puesto a punto de medicamentos para evitar este mal.

I had a semi serious concussion back in September. I was out of everything for about 2 months and still have serious head aches. I got it playing soccer and me and another player were running full speed and bam! collided. It was terrible. I was dizzy and dazed and many other symptoms. Then this past weekend I collided with another player again but thankfully I was wearing the protechtor so it was not as bad but still pretty bad. Might be a very mild concussion. I have to see my neurologist tomorrow and I hope it all goes well!I did the world first 5.15 and it literally took me seven years to push my limits to become a good enough climber http://www.elitecheapnfljerseysauthentic.com to do that 15b. It an exponential difference. Working on a climb that would be 15c is something that has never been done. And you just have to work really hard toward it. Living in Spain is my laboratory. I have all these different projects near my house. I have an cheap jordans unlimited amount of time to work on them.Now Tom Brady only has one game left at the engine aren’t sure he’s gonna play at either. nfl jerseys shop Fat cell bash air lines must start this week he actually leading the NFL in rushing yards he got to start thought my calisthenics. I don’t think he sent on the ends this week at least until time he returns. Adrian Peterson suffered a knee injury best described as Replica Oakley Sunglasses ‘devastating’ by most a torn ACL and MCL. But with an astonishing comeback 10 months later, he proved injuries couldn’t keep him down, by rushing in 2,097 yards which is within nine yards of the all time single season record by Eric Dickerson.10: We will defeat Isis. Isis will continue their wholesale jerseys china tactics of intimidation here and there, but their intensity will diminish towards the end of 2016. The terrorist attacks will continue in Europe around Paris, Rome, London, and Berlin, the large old world cities. This is the year in which leaders of our world will collectively declare war on Isis. Countries will http://www.cheapoakleys2013.com join forces to find a solution to terrorism. One of the leaders of Isis will be caught and this will reveal the headquarters of the terrorism group, leading to its destruction.Tammi Terrell, his duet partner on a string of 1960s hits including “Ain’t No Mountain High Enough,” had collapsed into his arms during a 1967 concert. Later diagnosed with a malignant brain tumor, she died in March 1970.”Marvin really went into a stupor, and both Mel and I would go over and try to keep him encouraged,” Barney, 64, says from his home in Commerce, Mich. It’s called the Fast Track, and they’re set, they’re numbered from one to six. I can move these little pieces, here, either way. And what the weight does is balance the club. As I move more toward the toe, http://www.cheapraybans2013.com it makes the face close faster. As I move it towards the heel, it makes the face stay open.
Artículos populares
Copyright © 2011 - 2014 Homeopatía - Todos los derechos reservados | Menciones legales - Contacto
La patología y la homeopatía son dos campos de la investigación científica que van de la mano. De hecho, la investigación en homeopatía de una enfermedad siempre está acompañada de un estudio patológico de la enfermedad. La patología es el campo científico que estudia las enfermedades, mientras que la homeopatía es un método suave para el tratamiento de enfermedades. El tratamiento homeopático sigue los principios de similitud (Similia similibus curentur o " lo semejante cura lo semejante") y la exhaustividad. No existe un tratamiento universal para una determinada enfermedad, sino que la cura debe adaptarse a cada paciente.